Archivo de la categoría: instalación de aire acondicionado

Instalación de aire acondicionado, recomendaciones Daikin.

Daikin recomienda una instalación de aire acondicionado profesional en una nota de prensa para evitar problemas posteriores.

Ante las sucesivas olas de calor, la instalación de aire acondicionado se ha convertido en la estrella del verano y se han incrementado las ventas de estos equipos tanto en grandes superficies como en tiendas y empresas del sector.

Daikin-Split-Inverter

Para aliviar el calor existen varias fórmulas para refrescarse pero aquí nos vamos a centrar en los aparatos que emiten frío y/o ventilación. Está claro que estamos hablando de electrodomésticos de diferentes marcas y modelos pero lo importante de su clasificación es si precisan ser instalados o no.

La instalación de aire acondicionado debe realizarse por un profesional cualificado, por lo que es un incremento del coste de la operación pues los equipos se pueden comprar de forma aislada pero al final necesitas un montador. Esto supone un desembolso importante para la economía familiar dependiendo de la marca, modelo y unidades a instalar.

Al final una instalación de aire acondicionado debe verse como una inversión a largo plazo que aporta confort a la vivienda en verano pero también en otoño-invierno, gracias a que ya todos los equipos llevan incorporada la bomba de calor que permite con su uso en los días de menos frío un ahorro importante en la factura de gas.

Una instalación de aire acondicionado correctamente ejecutada supone una vida del producto de al menos 20 años, por eso es importante tener en cuenta el factor de la instalación profesional y evitar sorpresas.

Pero, ¿cuáles son estas sorpresas que podemos encontrarnos en una mala instalación? Según informa Daikin, un 18% de los hogares no contó con asesoramiento profesional a la hora de instalar el aire acondicionado y estas son las consecuencias:

1-Fuga de gas refrigerante: es uno de los problemas típicos de una mala instalación que al producirse hace que el equipo no pueda emitir frío y se quede en modo ventilación. Si la instalación tiene poros el gas se escapa y es necesario solucionar las fugas y recargar el equipo. Con la nueva Ley de gases fluorados se han establecido unas normas restrictivas en el uso y reciclado de los mismos para contribuir al medioambiente, lo que supone que no todos los instaladores y técnicos de aire acondicionado pueden comprar gas refrigerante y manipularlo. Además el coste del kilogramo de gas refrigerante es bastante elevado, lo que unido a la actuación del técnico puede llegar a precios de 150 euros más IVA la recarga de un equipo 1×1. Quizás esa sea la diferencia de precio entre una buena instalación y otra mala que al final pagamos.

2-Fallos eléctricos: una instalación de aire acondicionado supone una instalación eléctrica en el domicilio que tiene que estar preparado para ello a nivel de potencia, ubicación y conexiones. Los equipos de aire acondicionado disponen de unas instrucciones de montaje que si no se siguen correctamente pueden llegar a invalidar la garantía de 2 años que por Ley establecen las marcas de aire acondicionado.

3-Deficientes trabajos de drenaje: que pueden llegar a causar siniestros en los lugares que se encuentre la instalación por humedades, manchas, etc. que pueden afectar a nuestros vecinos y provocar la actuación del seguro de la vivienda.

Estas averías que pueden llegar a producir la inutilización del equipo tienen un coste medio de entre 100 y 500 euros en función del tipo de daño que puede afectar a la placa electrónica de la unidad interior o de la exterior.

Además es importante tener en cuenta en la instalación de aire acondicionado la ubicación de la unidad exterior y su anclaje. Si la unidad exterior se ubica en una zona de difícil o imposible acceso (entre ventanas, alejado de cualquier lugar de apoyo), los servicios técnicos pueden negarse a realizar la reparación ante la peligrosidad para el operario o bien ser necesario una serie de extras como trabajos verticales con arneses o cuerpos de andamios que incrementan exponencialmente el coste de la reparación.

Además, el anclaje de la unidad exterior que va a la calle es necesario que se haga por profesionales para evitar riesgos de vencimiento del equipo y caída, lo que puede originar responsabilidades muy serias. El anclaje de la unidad exterior en los soportes debe estar equilibrado para evitar que el equipo vibre y produzca mayor ruido que puede producir problemas en la comunidad de vecinos y propiciar una denuncia con el consiguiente gasto de llamar a un instalador para reequilibrar el equipo.

Finalmente, si no se hace una correcta medición de las necesidades de las estancias donde van colocados los equipos podemos quedarnos cortos en potencia en la instalación del aire acondicionado y no solucionar nuestro problema de calor, o sobredimensionar la potencia y por tanto incrementar el consumo energético y nuestra factura eléctrica innecesariamente.

INSTALACIÓN DE AIRE ACONDICIONADO PROFESIONAL, LA MEJOR ELECCIÓN

Por todas las razones esgrimidas anteriormente estamos seguros que si finalmente se deciden a realizar una instalación de aire acondicionado al menos piensen en las consecuencias económicas y legales que pueden originar. Podemos disfrutar de una instalación de aire acondicionado acorde con nuestra vivienda, economía y necesidades si nos dejamos asesorar por profesionales en la materia y evitar disgustos posteriores.

Según comenta en la nota de prensa la Directora de Marketing de Daikin Paloma Sánchez-Cano:

“En Daikin sabemos que un equipo de climatización no es un electrodoméstico más. Por eso, siempre recomendamos dejarse asesorar por los instaladores. Ellos son los que pueden ayudar a tomar la mejor decisión de compra en función de las características y necesidades de la vivienda. Son claves también a la hora de realizar la correcta instalación de la unidad con las máximas garantías. Está demostrado que si un sistema de aire acondicionado está bien instalado por un profesional  y se le realiza regularmente un buen mantenimiento, no sólo se logra alargar la vida útil del equipo, sino que también se ahorrará energía.”