Archivo de la categoría: claves de la Certificación Energética

Claves de la Certificación Energética.

El IDAE nos da las claves de la Certificación Energética en un documento que ha publicado bajo el nombre de “Las claves para conocer y actuar en materia de Certificación Energética de los Edificios”.

EFICIENCIA ENERGETICA

Las claves de la Certificación Energética nos ofrece información de primera mano y de gran utilidad en lo relativo a las características energéticas que tienen las viviendas y edificios que luego resulta de gran valor en la confección del Certificado de Eficiencia Energética.

En este informe sobre las claves de la Certificación Energética se tratan los siguientes asuntos:

1-Situación de los edificios y calificación. El 30,4% del consumo de energía en España se da en edificios de viviendas y servicios, y de las 25 millones de viviendas que hay, 6 millones tienen más de 50 años. Por tanto, además de ser antiguos muchos edificios tienen una gran capacidad de mejora en eficiencia energética (hasta el 50%).

Desde que entró en vigor en junio de 2013 la Certificación Energética de Edificios, 1,5 millones de inmuebles ya se han certificado. Según los datos recogidos, ocho de cada diez edificios tienen calificación E o menor. El parón en la nueva edificación ha supuesto que la mayoría de las certificaciones se hayan producido en edificios ya existentes con calificaciones más bajas.

2-Definición del Certificado Energético y contenidos. Recogido en el Real Decreto 235/2013 de 5 de abril, y según su Disposición Transitoria “es obligatoria la emisión de estos certificados de eficiencia energética para la compra-venta y alquiler de viviendas y edificios, tanto nuevos como ya construidos”. Se establecen siete niveles de calificación que van desde la A (la más eficiente) a la G (la menos eficiente). Los Certificados deben registrarse en la Comunidad Autónoma correspondiente, debiendo realizarse por técnico competente, siendo su precio libre y con un valor de 10 años. Existe también un régimen sancionador regulado en caso de incumplimiento.

3-Cálculo de la calificación. Existen varios factores claves de la Certificación Energética como el consumo energético del edificio y las emisiones de CO2 que se derivan de generar la energía térmica y eléctrica que el edificio necesita. Además de la calificación energética deberá incluir las características energéticas y las recomendaciones para poder alcanzar calificaciones más altas.

4-Medidas para mejorar el rendimiento y optimizar la inversión. En tres líneas tales como la envolvente del edifico, sus instalaciones energéticas y sus sistemas de gestión y control.

5-Reforma de la vivienda como oportunidad para hacerla más eficiente. Si estamos pensando en reformas en las viviendas o edificios conviene tener en cuenta los criterios de eficiencia energética y las posibles subvenciones establecidas por las administraciones púbicas, cuestiones claves de la Certificación Energética.

6-Tu casa no es un electrodoméstico. Los electrodomésticos tienen calificaciones energéticas muy altas siendo clase A, más del 80%. En el caso de los edificios y viviendas sólo un 0,7% alcanzan la A, lo que da idea de las diferencias. La concesión de ayudas a través de PAREER-CRECE del IDAE, establece su concesión siempre y cuando se mejore la calificación energética del inmueble en al menos una letra.

LAS CLAVES DE LA CERTIFICACIÓN ENERGÉTICA Y SUS VENTAJAS

Las claves de la Certificación Energética han sido expuestas más arriba y generan una serie de ventajas importantes para aquellos que acometan rehabilitaciones y reformas energéticas.

Aunque sólo es obligatorio en la compra-venta y alquiler, la Certificación Energética genera las siguientes ventajas:

1-Incremento del valor de mercado del inmueble.

2-Ahorro en energía.

3-Rápidez en la venta o alquiler por una mejor calificación.

4-Reducción de impuestos como el IBI para los inmuebles más eficientes.

5-Mayor confort de los residentes.

Destacar que más del 50% de la población conoce el certificado energético y un 36% valoran positivamente el tenerlo frente al que no lo tiene lo que supone un incremento de la concienciación en poco más de dos años desde que se empezó a aplicar la Ley.